lunes, 29 de abril de 2019

Honesto calentón en el nido de los tahúres

BARRACUDAS, MADRID,  26 DE ABRIL DE 2019
FREEWHEEL + CALENTÓN

No creo que nadie, ni siquiera los grupos ni el Barracudas, esperaba que las circunstancias juntaran en el histórico escenario del Parque de las Avenidas a un cartel tan dispar.
Ninguno de los dos grupos quería que apareciera su foto en el póster promocional, y al final se comió el marrón Freewheel, para disgusto de sus miembros. 
Los teloneros de ese día, porque en la devolución de la visita serán los últimos, estaban encantados sin foto.
Fotos Blanquinni.com

Normal. Ni los extremeños ni los madrileños se preocupan mucho de esas chorradas. 
A lo mejor nunca petan un estadio, ni un festival. Les da igual a sus seguidores, escasos a lo mejor, pero entregados.
La cuestión no es si venden o no, si no lo que tocan. Y tocan menos de lo que merecen. 
Tanto sus repertorios, en época de masivos karaokes televisivos, PROPIOS, como sus directos, después de las pocas oportunidades que tienen de subir a escenarios, merecen mucho la pena. 
Dos idiomas. Calentón castellano frente al inglés Freewheel.
Dos estilos. Crudo y directo ese extremeño y mosaico de influencias extranjeras el madrileño.
Dos repertorios. Originales y propios en los que basar las actuaciones. 
Dos buenos grupos para cualquier ocasión. 
Alvarito vs AlVarone.

La cuestión en este tipo de conciertos no es como en los de ricos y famosos; si hay nuevo disco, presentar un videoclip, la campaña de publicidad o similares.
A dos metros, sin maquillaje ni séquito, lo único que vale es lo bien que te lo pasas tocando y viajando con los otros músicos.
Al público que no es familia y amigos lo único que le interesa es lo buena que sea tu actuación en directo, si las canciones además son originales: bingo. 

Fotos Blanquinni.com
Desde Plasencia, en Cáceres, no es complicado llegar viniendo por carretera. En tren es otro cantar, afónico.  Aparcaron en la puerta, para que Madrid les saludara otra vez: Madres e infantes principalmente, ya que era la hora de salida de los colegios. Buen comienzo. Iban a tocar esa noche cerca de la M30 para continuar al día siguiente hacia su segunda casa: el cinturón urbano de Madrid, esta vez, Fuenlabrada. Doblete madrileño en fin de semana, gente sensata.

Calentón no engaña a nadie. Rock urbano honesto, como lo entendemos aquí. Cerca, desde el otro lado de la M30, en La Elipa, los Burning deben de ver a estas generaciones como herederos directos. Leño, Platero (con versión en los bises) y ,por supuesto, Extremoduro van a ser recordados cuando oyes a estos placentinos, pero eso no quita calidad a su, de momento, único disco: “Canciones que gemías tú”.

Sin complejos, recién cenados y con apoyo de algunos de sus paisanos, comprobaron el calor abrasador del escenario del Barracudas para ir dejando caer todas sus composiciones con ese sonido a prueba de dinamita que va aplastando con los instrumentos y rematando con las letras. Canción tras canción. 
Mejorándolas en concierto, aunque algunas parecen cancho (piedra de granito extremeño), aportando diferente vida a temas duros en su forma musical y su fondo.
Si alguien no ha escuchado aún “A pulso de garrapatea”, “Blanca y negra” o “Sa´maquillao” son excelentes cartas de presentación para cualquier curioso que quiera un buen Calentón rockero. Un placer poco conocido. 

Fotos Blanquinni.com
En casa, en el barrio mejor dicho, jugaban Freewheel.
Es muy complicado saber qué esperar de estos cuatro tipos. Son unos tahúres. Tocan en función de las circunstancias, porque disponen de repertorio de sobra.
Wheel será por la ruleta de la fortuna. Free porque sus conciertos son muy baratos. Sus canciones no pueden ser encerradas en un mismo conjunto, ni en sus discos.
Saben que no hay un horizonte cercano que les haga vivir de su grupo pero en cada concierto lo dan todo y se lo pasan bomba. 
A veces parecen un grupo del Manchester de Stone Roses y Charlatans y otras powerpop, a veces punk y en ocasiones unos rockeros americanos de guitarra habladora.
Pero no en un disco, ni en un concierto…¡en una única canción!

No sé cómo lo hacen, no quiero saberlo. Lo alucinante es que funciona.
No vas a salir de un concierto suyo aburrido, ni decepcionado, simplemente vas a preguntar:
¿quiénes son estos tios? ¿por qué no había oído hablar de ellos?¿son suyas las canciones?

Llevan unos cuantos años, unos cuantos discos y menos conciertos de lo que merecen sus directos.
James, un inglés sorprendentemente parecido a un tal Jesse, amigo del frontman, me aseguraba junto a la barra que las letras no eran nada malas, para su propia sorpresa.
La música, melodías e interpretación, camina sola durante la actuación.

Fotos Blanquinni.com
Si alguien vio el concierto de hace unos meses en La Boite puede olvidar que coincidían algunas de las canciones del repertorio. 
Pero estos tahúres de los madriles, por aburrimiento, empatía, vacile o, lo más probable, diversión, dan vueltas a sus propias creaciones.
Se tiraron por el lado más cañero y rockero para no dejar que los Calentón les ganaran por contundencia y juventud. 
De la divertida locura del frontman solo se pueden hacer cargo esos tipos, a veces terapeutas, que le ganan espacio a base de defender canciones cojonudas en cualquier circunstancia.

No giran mucho.
No es fácil enterarse cuando lo hacen, no tienen departamento de comunicación.
No son caros sus conciertos
Si alguna vez tocan cerca de donde vive…no se los pierda. 

Joe Wild

jueves, 11 de abril de 2019

Tina Bednoff & The Cocktailers, Hot Rockin' Rhythm'n'Blues desde Finlandia de gira por la península.

¿Música en Finlandia? ¿Quién nos podría contar algo? Sinceramente, por lo que he leído parece que existe una escena Rap y Heavy Metal que sobrepasa sus fronteras de forma minoritaria, pero sería incapaz de hablaros de ningún grupo en concreto. Sin embargo, como en la pequeña aldea de Asterix y Obelix, hay un incipiente reducto qué, basado en los sonidos más añejos afines al rock’n’roll y el rhythm & blues, late con fuerza en el corazón de aquel país del Norte. 

Además ¡resulta que son mujeres vikingas quienes tiran del carro! Un hervidero de talento que se personifica en artistas como Ina Forsman o la protagonista de esta reseña, Tina Bednoff y sus Cocktailers.

Nacida en Helsinki, esta señorona del blues, sorprendió a los aficionados a la música en todo el mundo con el lanzamiento, a través de la disquera española El Toro Records, del CD “Jump, Sister, Jump”. Catorce trallazos del más puro sonido rhythm & blues 40’s - 50’s, en los que se entremezclan temas propios con versiones deJohnny Otis o Jesse Mae Robinson, y que pasan como pequeños capítulos a través de una coctelera en la que se mezclan el rock’n’roll más primigenio, con el blues del Delta, la exótica y la rumba. Grabado en analógico, en una sola toma y en directo en el propio estudio, ha sido producido por Tomi Leino con un solo pretexto, ¡que el oyente baile hasta quedarse sin uñas en los pies!


El proyecto comenzó a gestarse en 2012, cuando el bajista Long John Rantapuro coincide con Tina y comienzan a realizar algunas sesiones de “cocktail-jazz” y rhythm & blues. En 2013 el pianista Jorma Niemi sube a bordo de la nave, pero de alguna manera no hay conexión y es sustituido por Ville "Doc" Tolvanen, cerrándose el círculo con una química extraordinaria entre los tres. Aunque Tina da nombre a la banda, funcionan como un grupo a nivel compositivo y decisorio, con una cooperación absoluta entre sus miembros. 

  
Si te atreves a pasar por alguno de sus conciertos, podrás comprobar que han mamado las mejores enseñanzas de Memphis MinnieBig Mama ThorntonLittle RichardLouis JordanRoy MiltonJunior Parker, Hound Dog Taylor Elmore James... Con una afinidad atemporal con las raíces de la música americana y una profunda comprensión del ritmo y blues de hoy en día, han surgido como una figura colorida en la escena del siglo XXI, con la frescura suficiente para no sonar de forma caduca, y con una front-woman que aparece como una cálida, carismática y virtuosa guitarrista.

Señoras y señores, prepárense para ver una de las actuales sensaciones en la escena escandinava. Cosechando inmejorables críticas a nivel mediático, directos desde el Barrio Rojo de Helsinki, Tina Bednoff & The Cocktailers, Hot Rockin’ Rhythm Blues desde Finlanda!!! ¿Quién dijo que en Laponia eran fríos?

Entre el 10  y el 18 de mayo les tendremos por nuestras latitudes, no desaproveches la ocasión de verles en tu ciudad. Estas son las fechas:



10.05 - Sala Beat - Tomelloso
11.05 - La Posada del Diablo - Alcalá de Henares
11.05 - Fun House - Madrid
12.05 - La Cachorra yeyé - Albacete
14.05 - La Gramola - Orihuela
15.05 - Loco Club - Valencia
17.05 - ZZ Pub - Málaga
18.05 - European Rock'n'Roll Meeting - Torremolinos












jueves, 21 de marzo de 2019

Hipbone Slim & His Hairy Friends + Hombre Lobo Internacional, 20/03/2019 Fun House - Madrid

He de reconocer que aunque gran parte de mi tiempo gira en torno a la música, hay días que me cuesta salir de casa para ir a algún concierto, que por otra parte, ha sido en lo que he estado pensando con ilusión durante toda la jornada. Supongo que los años no pasan en balde… Lo increíble, es que cuando llego al garito que se tercie, no abunda la gente joven, de echo es difícil encontrar veinteañeros, aunque siempre he sido muy malo para pronosticar edades. 

Cortesía de Cayetana Alvarez
Después de ésta reflexión ¡al lío! El miércoles en Fun House, nos dimos cita alrededor de setenta clásicos de la noche conciertera madrileña, muchas caras conocidas, para disfrutar de un cartel que a priori indicaba que acabaríamos desgastando suela, Hombre Lobo Internacional + Hipbone Slim & His Hairy Friends. Y la velada comenzó bien, junto con el pago para acceder a la Sala, te obsequiaban con un Cd recopilatorio cortesía de la disquera Family Spree.

Caldeando el ambiente, comenzó con las hostilidades el licántropo internacionalmente conocido por acabar con sus presas a base de guitarrazos de sucio y primitivo rock’n’roll envuelto en un sanguinoliento aullido reverberado. Temas de garage blues demoledor incluida versión de los Ramones, con el que nos abrió el apetito a una noche de música festiva y bailoteo generalizado.

A continuación saltaron a la palestra Hipobone Slim & His Hairy Friends, o lo que es lo mismo, Sir Bald Diddley y los gallegos Jorge y Martín de Los Wavy Gravies. Parece increíble que con tan sólo unos días de ensayo y tres conciertos a sus espaldas, suenen como si llevasen tocando juntos desde el colegio. Un grupo sin fisuras, que aparenta disfrutar sin límite sobre un escenario, generando un efecto contagioso sobre el respetable. Sin duda, esa es la clave de su éxito. Divertirse como enanos tocando, provocando un ambiente festivo allá por donde pasan.

En su repertorio, nada nuevo. Contagioso rhythm’n’blues, salvaje rock’n’roll, solos de guitarra cargados de twang, frenético garage sesentero… Y todo ello aderezado con un punto de simpatía e interacción con el público que provocan que una hora y media de show se pase en un santiamén.

Hipbone Slim sabe cómo llevar un buen sarao! Pildorazos de no más de tres minutos, divertidos y bailables, constante búsqueda del público para que intervenga proactivamente de las canciones, ahora un paseíto entre los asistentes ahora me subo en el stand de los discos, divertidos chascarrillos que invitan a la risa, ésta canción va dedicada a los calvos como yo, a ti, a ti, a ti no, a ti menos, esta otra canción que es triste para los madridistas o los del Athletic Club, ahora necesitamos voluntarios para tocar las maracas, ¿sabéis hacer el mono? Y así, pasando un rato en el que te evades de todo, te plantas con la última canción y no quieres que se acabe.

Nos anunció que este proyecto, su vigésimo…tantos, pinta muy bien y se puede consolidar en un futuro inmediato, adelantando que tienen previsto volver a la carga después del Verano. Pues nada, mientras les esperamos iremos recargando pilas con alguno de los vinilos que le pillamos.


Cortesía de Cayetana Alvarez

sábado, 9 de marzo de 2019

CUANDO TODOS QUEREMOS MÁS… Crónica concierto Lord Bishop Rocks en Madrid

Lord Bishop Rocks, Funhouse, 8 de marzo de 2019. Casi lleno.

No es la privera vez que Lord Bishop Rocks nos visita, y no será la última.

Después de siete conciertos de su gira española llegaba a Madrid en una fecha complicada para la audiencia.

Con Madrid de fiesta feminista inundando calles y avenidas por todo el centro, miles y miles de mujeres con la cara pintada con motivos reivindicativos y un ambiente de felicidad callejera, es muy complicado convencer a amigos o aficionados para asistir a otro espectáculo que no sea el humano deambulando.

Pero siempre quedan. Apechugando con los problemas de transporte con serenidad. Se sale antes y punto. 
Los que aparecieron eran suficientes y con la actitud correcta: el disfrute.

Sería absurdo hablar de la maestría instrumental de este MÚSICO. 
E imposible superar la perfección de la crónica de Óscar Cubillo en El Correo
Tampoco me voy a detener en mi preferencia personal por su propio repertorio.

Venía a presentar un disco de versiones, palabras que ponen pelos de punta en aficionados veteranos.

Muchos clásicos que en manos de este gigantón se transformaban, y tomaban nuevos caminos. 
En hora y media, pese a estar acostumbrado a distancias más largas, puso funk o hardcore o blues donde no lo imaginabas y fuego en cada nota.

Echamos en falta ayuda en la parte vocal, en varias ocasiones para mejorar con coros esta máquina pesada de ROCK´N´ROLL.
Al final del concierto, las opiniones eran unánimes entre los primerizos: hay que volver a verle, con sus composiciones y sus sorprendentes versiones.
Como sea.

Joe Wild




lunes, 4 de marzo de 2019

Lord Bishop Rocks llega a Madrid!!

Lord Bishop lleva cerca de 20 años dando caña sin cuartel con su explosiva propuesta mezcla de rock, funk y blues. Con seis trabajos de estudio a sus espaldas, el Señor Obispo, a través de su proyecto Lord Bishop Rocks, ha conseguido ser comparado con nada más y nada menos que Jimmy Hendrix. Para mi gusto, exagerado, pero lo que está claro que cuando el río suena… 


Denominados como los Reyes del Sex Rock y con origen en el Bronx neoyorkino, sus shows son irreverentes descargas de rock lascivo y ensordecedor, ese electrizante arrebato de tradicionales sonidos negroides que te lleva los pies, aderezado con trepidantes riffs de guitarra escuela hard rock 70’s made in UK.

En formato power trío, sus directos se convierten en fenomenales improvisaciones que te llevan por enérgicos caminos que no confluyen nunca. Ver dos actuaciones iguales del gigantesco guitarrista y sus compinches se antoja imposible. Excepcionalmente dotados musicalmente y con una propuesta fresca y diferente, han metido en su coctelera sónica una base de rock duro y áspero de guitarras afiladas setenteras y lo han sabido mezclar a la perfección con inflamable funk, tempos blues y ciertas gotas de jazz, para terminar por denominar su estilo como Hendrixian Mötor Funk. ¿Cómo te quedas?

Imagínense las melodías sixties de los Kinks, los riffs pesados y viscerales de Black Sabbath y el groove sudoroso y bailongo de James Brown, métanlo en una termo-mix… et voila!! Espectáculo garantizado!!


Lord Bishop Rocks estarán el viernes 8 de marzo a partir de las 21:00 h. presentando su último trabajo “Heavy 10” en Fun House (C/ Palafox, 8 – Madrid).




lunes, 25 de febrero de 2019

Una joya de la corona en el río Avon. Crónica concierto Elles Bailey en Fun House (Madrid) - 23/02/2019

Sábado 23 de febrero de 2019
Fun House, Madrid

Una joya de la corona en el río Avon

Las mejores referencias de Bristol las obtuve vía familiar. Ciudad costera al sur de inglaterra, sitio ideal para pasar un año de orgasmus universitario cuando aún no existía el tito Erasmus, el de las becas. Luisito, el amo de la barra de la disco de moda, el sinpa a un taxista inglés que casi les cuesta la salud, las noches de farra en el casino…ese desfase justo y necesario de la primera vez libre y lejos de lazos familiares…el colega loquísimo y el resto de risas y polvos que no deben faltar en una buena historia.

Y ya. Veinte años de olvido.

Hasta que esta mujer empezó a cantar y ese grupazo que la acompaña comenzó a sonar.

La extensa gira que están realizando por Europa será un regalo inesperado para los que hayamos ido a verles. Repetiremos.
Ni los videos ni las canciones en streaming hacen justicia a la impresionante fuerza de la voz de esta mujer. 
Y encima en Madrid no tuvo su mejor día por motivos de salud, según confesó ella misma al finalizar el concierto. Increíble.

La presentación de su nuevo disco, Road I call Home (8 de marzo) es el perfecto aprovisionamiento de canciones para añadir al anterior Wildfire, y a los tres EP editados hasta ahora.

Con un público entregado, respetuoso con el ruido y emocionado en muchos momentos, Elles Bailey nos ofreció una fantástica noche de buena música que unas veces te mecía en el blues, otras en el soul, algunas en el country, muchas en el rock americano, demostrando que la calidad de sus composiciones es capaz de empatar en excelencia con su voz sureña.

El desconocimiento te ofrece agradables sorpresas. Cualquiera que vea a esta mujer sobre el escenario por primera vez va a disfrutar de un excelente noche. La respaldan con una maestría y sobriedad de aplauso tres bristoleños: Joe Wilkins genial a la guitarra, un sublime bajo de Matthew Waer y el pegamento de la batería de Matt Jones. Serían el orgullo de cualquier concejal, pero realmente ponen las bases de un autentico arte: hacer sonreír, bailar o lo que toque con la siguiente canción.

Evidentemente, la hora y veinte de concierto se hicieron cortos pero fueron minutos que ninguno vamos a tomar por tiempo perdido. 

La personalidad de Elles Bailey se impuso cantando, hablando para presentar sus nuevas composiciones, a los teclados, sin artificios ni chorradas, puro rock and roll y oasis de baladas, porque las buenas canciones paseadas lejos del delta del Avon por buenos músicos alegran la noche a cualquiera. 
Esta mujer está llamando hogar a la carretera desde hace varios años, más de 200 conciertos desde la grabación de Wildfire en 2017, y aunque las versiones que adornan sus shows parecen suyas, son sus canciones quienes nos la traerán de vuelta a menudo. 

Hasta la próxima, Elles, sigue componiendo…

Joe Wild




domingo, 10 de febrero de 2019

Elles Bailey - "Road I Call Home"


Se comenta que normalmente se tiene toda una vida para escribir un primer álbum y que en un abrir y cerrar de ojos te encuentras con un segundo disco preparado para ser editado. De alguna manera Elles Bailey es prueba de ello. En 2017 vio la luz “Wildfire” (Outlaw Music) y ahora en 2019 vuelve a la carga con “Road I Call Home”, trabajo que estará presentando por nuestras latitudes en este mes febrero.

No fue hasta septiembre de 2017 cuando la cantante y compositora radicada en Bristol cumplió la promesa de su reputación en vivo con uno de los estrenos más destacados del año en toda la música de raíces que ahora se denomina Americana. “Wildfire” fue la estimulante confirmación de un talento único, una voz inconfundible cuyos espectáculos, apasionados y viscerales, la han convertido en una favorita entre devotos del género y recién llegados.

Con su debut rompió las barreras para ganar elogios en los medios de comunicación de su país, atrayendo incluso la atención de los internacionales. Para Elles fue toda una sorpresa "A todos les gustó mucho, desde los dedicados a la música de las raíces y el folk, hasta a los del  rock y el metal”. El primer single homónimo, escrito junto con el guitarrista de su banda Joe Wilkins, hizo que Bailey debutara en Spotify llegando al millón de reproducciones, llegando en el conjunto del álbum a los dos millones.

Desde su inicio discográfico ha ido sumando innumerables fans a un ejército que ya había reclutado a través de sus directos, y la gran noticia para todos estos admiradores es que está a punto de editar un nuevo trabajo, del que por otra parte, ya hemos podido disfrutar de unos cuantos adelantos. “Road I Call Home” grabado como su predecesor en Nashville, con algunos de los mejores músicos de Music City, es una excelente sucesión a “Wildfire”, conservando todo el fuego de éste, pero con una nueva madurez, perspectiva y sinceridad.

Muchas horas de carretera y cientos de conciertos a sus espaldas recorriendo el Reino Unido y gran parte de Europa, muestran las ganas que hay de disfrutar con su música en directo. Sólo hay que ver como desaparece el merchandising es sus conciertos para darse cuenta cómo la gente quiere tener un recuerdo de un talento tan emocionante como el que desprende Elles. Hacía mucho tiempo que ningún artista británico había puesto tantas millas en su currículum con su aparición y la suerte de todo esto es que en breve vamos a poder ser espectadores de su gran estado de forma.

Elles a basado su éxito en un gran trabajo, composiciones fascinantes y una voz muy especial fruto de una neumonía que sufrió cuando contaba con tres años. Si a esto le sumamos una personalidad irresistiblemente arrolladora, el círculo se cierra y el disfrute para el personal está servido. Soul, blues, rock, country… una mezcla clásica pero con un toque moderno y actual, fresco y original, que invita por momentos a la escucha atenta y tranquila, y en otros, al baile sin complejos.

Este febrero tenemos cita con una de las cantantes con más proyección en la escena blues-soul europea. Primera visita a nuestro país, esperamos que de muchas.


Fechas conciertos Elles Bailey España 2019

17/02 – La Traviesa (Torredembarra)
19/02 – Los Picos (Liérganes)
20/02 – El Gran Café (León)
21/02 – Salason (Cangas do Morrazo)
22/02 – Forum Celticum (A Coruña)
23/02 – Fun House Music Bar (Madrid)
24/02 – El Zagal (Aldeamayor de San Martin)